¡Bienvenid@s cadetes! Son la nueva tripulación del “Next Horizon”, una sonda exploradora de la nave “Eden”: La gran nave nodriza en la que la humanidad viaja en busca de un nuevo mundo que colonizar.

Están a punto de aterrizar en el asteroide “Zeirun-7619” para tomar muestras de su superficie. Estas muestras permitirán averiguar la composición del gran planeta del que se desprendió el asteroide. (Aquel puntito azul que podían distinguir en las noches claras, al otro lado de la galaxia, puede que sea el nuevo hogar de la raza humana)

Pero, durante la maniobra de aproximación al asteroide, un campo de energía colisiona con ustedes y hace que pierdan el control de la nave, impactando contra la superficie del cuerpo celeste.

Debido a la brusquedad del choque, pierden el conocimiento y despiertan flotando en la sala de tripulantes. Parece ser que la colisión ha dañado el módulo de potencia y esto ha desactivado el sistema de gravedad artificial y todos los sistemas principales. Algunos de sus compañeros permanecen aún en sus cápsulas de hibernación, aunque ya despiertos debido al impacto. Y para complicar más su situación el sistema de generación de oxigeno está inservible y disponen de reservas para 60 minutos cósmicos.

En ese tiempo deberán restablecer el sistema gravitacionalReanimar a sus compañeros de la hibernación y recuperar el prisma de energía que activará la puerta que les permita llegar a la cápsula de evacuación hacia la “Edén”.

Para todo ello contarán con la inestimable ayuda de “Lurix”, la IA de la sonda. Además de su ingenio, pericia y habilidad. Claro está.

Recuerden que son el nuevo relevo de la nave. La anterior tripulación pasó muchos años dentro de ese mismo montón de hojalata. Y tuvieron mucho tiempo para ordenar y guardar la información a su manera. Por lo que no todo puede ser lo que parece, ni todo lo que parece… puede ser.

Navegantes, ¿están preparados? El futuro se decide en los próximos 60 minutos. Disfruten de su aventura y ¡¡Buen destino!!